viernes, 25 de marzo de 2011

COAG ha exigido a la Comisión Europea que rectifique sus “falsas declaraciones” sobre la seguridad de los tomates marroquíes frente a la de los españoles

Además, esta organización ha mostrado su más rotundo rechazo a la idea surgida la semana pasada en el seno de la Comisión de liberalizar al 100% la entrada de productos de los países del norte de África afectados por las revueltas sociales y políticas.

Durante el encuentro bilateral celebrado esta mañana en Bruselas, la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) ha exigido a la Comisión Europea una rectificación pública de sus falsas declaraciones sobre la mayor seguridad de los tomates marroquíes frente a la de los españoles.

La delegación de COAG también ha aprovechado su estancia en la capital belga para compartir con los europarlamentarios su repulsa por la actuación de John Clarke, Director de Asuntos Internacionales II de la Dirección General de Agricultura de la Comisión Europea en la Comisión de Agricultura del Parlamento Europeo del pasado 14 de marzo. Andrés Góngora, responsable estatal de frutas y hortalizas de COAG ha señalado que “es inaceptable que se asegure que las concesiones de tomate a Marruecos son una gota de agua en el océano. Marruecos incumple de forma continua los cupos y precios de entrada fijados provocando el desplome de las cotizaciones de nuestros productos y a la Comisión Europea, no sólo parece no importarle, sino que empezamos a pensar que se alegran de ello”. Además, Góngora ha destacado que “es vergonzoso que un miembro de la CE dijera que los tomates marroquíes son más seguros que los españoles. Eso es totalmente falso. El número de incumplimientos de los tomates de Marruecos no es comparable con el de España si se tienen en cuenta los volúmenes que mueve cada país”. En relación con esto, COAG ha denunciado que el Sistema de Alerta Rápida de la UE (RASFF) ha publicado en lo que llevamos del mes de marzo hasta 8 alertas sanitarias en frutas y hortalizas procedentes de países terceros, en particular, una de ellas de tomate marroquí con procimidona detectado en un lineal de supermercado en Polonia.

COAG ha mantenido durante esta semana varias reuniones con distintos europarlamentarios y representantes de la Comisión Europa para analizar la situación de la renovación del acuerdo UE-Marruecos. Las reuniones se enmarcan en el constante proceso de presión que esta organización está llevando a cabo para evitar la ratificación de la renovación del acuerdo. COAG estima que, dadas las fechas en las que nos encontramos, y el proceso que aún queda por abordar, es harto complicado que el nuevo acuerdo entre en vigor para la próxima campaña 2011/12, lo cual sería una gran noticia.

En el ámbito de los acuerdos comerciales de la zona Euromediterránea, COAG ha trasmitido su más rotundo rechazo a la idea surgida la semana pasada en la Comisión Europea, y vista con beneplácito en la última Cumbre Europea, de liberalizar totalmente, eliminando aranceles y contingentes, la entrada de productos de estos países en el mercado comunitario, a modo de ayuda a los países del norte de África afectados por las revueltas sociales y políticas.
Fuente:  Coag


No hay comentarios:

Publicar un comentario