lunes, 17 de enero de 2011

La Oficina Comercial de España en Marruecos anima a la inversión agraria española a pesar de las experiencias negativas de otros sectores económicos

Fepex 17/01/2011. El jueves 13 de enero, la CEOE organizó una reunión monográfica sobre Marruecos, presidida por el Consejero Económico y Comercial de la Embajada de España en Marruecos, quien animó a las empresas agrícolas españolas a invertir en el país magrebí, puesto que considera la agricultura uno de los sectores con más oportunidades, a pesar de que, como se puso de manifiesto en la reunión, la mayoría de los sectores económicos españoles que han desarrollado negocios en Marruecos están teniendo graves dificultades para mantener la actividad comercial y productiva.
 
En la reunión, intervinieron representantes de patronales cuyas empresas están presentes o mantienen relaciones comerciales e industriales en Marruecos. Intervinieron responsables de la Federación Española de Empresas de Confección, de la Unión de Empresas Siderúrgicas, de la Asociación Empresarial Eólica, de la Asociación Española de Fabricantes de Azulejos y Pavimentos Cerámicos, de la Asociación Tecnológica para el Tratamiento de Agua, etcétera. Relataron la diversidad de problemas y situaciones a las que la empresa española tiene que hacer frente en Marruecos, lo que provoca una situación general de incumplimiento de las expectativas iniciales.
 
Se destacaron también los incumplimientos del Acuerdo euromediterráneo de Asociación con la UE, por parte de Marruecos. Este Acuerdo, que entró en vigor el 1 de marzo de 2000 (y en el que se enmarca el protocolo agrícola que FEPEX ha rechazado siempre) prevé el desarme arancelario para algunos sectores como los bienes de equipo y siderurgia, y ese desarme arancelario se ha incumplido por parte de Marruecos sin que la Comisión Europea haya actuado. La industria siderúrgica española ha constatado, especialmente en el "corrugado" como han proliferado las "barreras técnicas al comercio", tales como excesiva tardanza en la tramitación aduanera, excesiva exigencia de controles técnicos, coincidiendo con la última fase del desarme arancelario de dicho país en virtud del acuerdo de libre cambio con la Unión Europea.
 
En el caso de las exportaciones españolas de cerámica son históricos los casos de bloqueo por parte de las autoridades marroquíes para defender su producción. Las autoridades marroquíes aprobaron unilateralmente medidas proteccionistas desde el año 2006, y decretaron la aplicación de "derechos de importación adicional" a las exportaciones españolas de cerámica a pesar de tener firmado un acuerdo con la UE para el desarme arancelario.
 
El Consejero Económico y Comercial de la Embajada de España en Marruecos confirmó la situación. Destacó la experiencia "pésima de empresas españolas de construcción, las cuales se encuentran con graves problemas fiscales y judiciales en Marruecos". Destacó que otros países comunitarios también sufren la problemática española. Resaltó el caso de la empresa de Portugal encargada de la ampliación de la autovía de Casablanca a Rabat, que ha abandonado el proyecto por las dificultades e impedimentos diarios sobre todo con las administraciones.
 
No obstante, ante esta situación negativa para la inversión española en Marruecos, descrita en la reunión, el Consejero manifestó que el sector agrario si tiene una oportunidad en este país, posición no compartida por FEPEX, dado que la posición de la Federación es la defensa de la actividad productiva y el empleo en nuestro país.

No hay comentarios:

Publicar un comentario